negocios

¿Qué es el inbound marketing y por qué deberías usarlo?

single-image

En los últimos tiempos, la digitalización ha traído nuevos términos en todos los ámbitos. En el caso del marketing digital, es donde más ejemplos nos podemos encontrar: Search Engine Optimization como optimización en motores de búsqueda o SEO; Social Media Management como gestión de medios sociales y un largo etcétera. Dentro de estas nuevas disciplinas, nos encontramos el inbound marketing, el cual consiste en una metodología comercial orientada a conseguir clientes a través de la creación de contenido de valor y experiencias hechas pensando en la navegación del usuario.

¿En qué consiste el inbound marketing?

Aunque dentro del inbound marketing se pueden hacer una gran cantidad de acciones enfocadas a conseguir clientes, hay 2 aspectos fundamentales que en todo estrategia estarán presentes:

Atracción de clientes

Es el paso 1 en toda estrategia de inbound marketing y de marketing en general. Consiste en captar la atención de la persona adecuada con el contenido que buscan. Para llegar a ello, lo ideal es definir un buyer persona o público objetivo al que nos vamos a dirigir, considerando todos los aspectos: demográficos, geográficos, gustos, necesidades, etc. Solo de esta manera se podrá crear el contenido adecuado para el público correcto.

Creación de contenidos

Los contenidos son una parte fundamental en toda estrategia de inbound marketing. Si el contenido no es de valor para el público al que nos queremos dirigir, la estrategia fallará y no se conseguirán los resultados esperados. Si, por el contrario, ofrecemos a las personas información y soluciones a sus problemas o necesidades concretos, las posibilidades de terminar convirtiéndoles en clientes y fidelizarles, aumentan.

Beneficios de aplicar inbound marketing

Una vez definido el público al que nos vamos a dirigir, los medios y los contenidos adecuados, solo queda definir la estrategia en base a los objetivos marcados y, por supuesto, su implementación. En un contexto cada vez más digital, son muchas las empresas (sobre todo pequeñas empresas) que todavía no aplican estas estrategias y disfrutan de los beneficios de hacerlo, como por ejemplo:

  • Al crear contenido, se mejora el posicionamiento de la empresa. No solo en lo que a SEO se refiere (se consiguen visitas orgánicas a través de motores de búsqueda) si no también en cuanto a reputación de marca. Si por ejemplo un taller crea en su web un artículo sobre cómo detectar un problema en el coche y consigue mucho tráfico, los visitantes empezarán a reconocer a ese taller como una autoridad en el sector y se creará reconocimiento de marca.
  • Se pueden abrir tantos canales de captación de clientes como haya disponibles. No solo desde el punto de vista del inbound marketing, si no de todos los canales digitales existentes. Se pueden usar redes sociales, newsletter, posicionamiento orgánico, publicidad en Google, patrocinios, banners, enlaces patrocinados, etc.
  • Se genera una base de datos amplia y muy valiosa de cara a conseguir que el contenido llegue al público adecuado.
  • Se genera un canal de comunicación continuo y fluido con los clientes, con interacciones por ambas partes, ya que el contenido de valor suele generar comentarios.
  • Aumento de las conversiones vía web. Al generarse un mayor número de visitas a la web, también aumenta el número de contactos o compras obtenidos a través de ella.