Legal

Proyectos para repoblar pueblos españa

single-image

A barca: ¡un pueblo español regalado! noticias de la bbc

La Feria Presura pretende fomentar la repoblación del sector rural, informando al público de las oportunidades que ofrece este mundo, tanto a nivel personal como profesional. Para ello, se muestran las herramientas que están disponibles hoy en día para todo aquel que quiera poner en marcha una idea de negocio o un proyecto empresarial fuera del entorno urbano de forma sostenible. El objetivo es reactivar el valor y la riqueza de los pueblos de España, proporcionando a sus habitantes una vida digna y energéticamente sostenible.
La edición de Presura 2019 tuvo lugar los días 8, 9 y 10 de noviembre y reunió a más de 150.000 personas, entre las que se encontraban los principales actores del medio rural en España. En el marco de este encuentro, se celebraron 11 mesas redondas con 58 ponentes del mundo del emprendimiento, expertos, académicos, políticos, etc.
Durante la charla se puso de manifiesto cómo la energía eficiente y sostenible en el medio rural ayuda a generar explotaciones más eficientes. Se habló de las redes de microenergía y de los sistemas aislados en el medio rural para la potenciación de los pequeños pueblos desde el punto de vista energético. También se expuso la importancia de crear una comunidad energética rural para mejorar la sostenibilidad energética de los pueblos.

Casas reconvertidas

Pero para muchos lugareños y expertos en desarrollo, estos pueblos -en los que una aldea entera de varias casas puede comprarse por menos de 100.000 euros (113.000 dólares)- son una señal del declive demográfico descontrolado y de una política económica errónea.
“En estos momentos hay un gran debate en España sobre la despoblación rural”, afirma Paul Soto, experto en políticas de la Red Europea de Desarrollo Rural (ENRD), con sede en Bruselas y financiada por la Comisión Europea.
ARCHIVO – Una ola rompe frente a una casa en la costa de La Guardia, en el norte de la región española de Galicia, el 6 de febrero de 2014.El fenómeno comenzó en los años 60 y 70, dijo Soto, cuando la mecanización hizo que muchos trabajadores agrícolas fueran despedidos y las masas de personas se trasladaron a las ciudades en busca de trabajo.
Según Elvira Fafian, fundadora de la empresa inmobiliaria Aldeas Abandonadas en Barcelona, hay unos 1.500 caseríos abandonados en todo el país, la mayoría en provincias del norte como Galicia y Asturias.
Aunque el 85% del territorio español está formado por zonas rurales, sólo el 20% de la población vive en ellas, según un reciente informe de la Asociación Europea de Información sobre Desarrollo Local (AEIDL), una organización sin ánimo de lucro con sede en Bruselas.

Coste de la vida en portugal: la guía completa

3Como resultado de estos múltiples desafíos, las zonas rurales de toda Europa han afrontado importantes transformaciones en las últimas décadas. Para hacer frente a los retos demográficos y dejar de depender exclusivamente de la agricultura, varias actividades económicas han adquirido una mayor importancia, contribuyendo de forma sustancial a la sostenibilidad de muchas zonas rurales. De hecho, lo rural ya no equivale a la agricultura (Boyle, Halfacree, 1998). El carácter multifuncional de las zonas rurales sigue evolucionando; en muchos países europeos las zonas rurales se han transformado en lugares de consumo, conservación, experimentación, innovación y/o producción. Esta transformación funcional ha dado lugar a un campo diferenciado en el que muchas partes interesadas diferentes tienen un interés legítimo en cómo se configura el campo (Marsden et al., 2003; Woods, 2016).
5El documento está estructurado de la siguiente manera. En la siguiente sección se analizan teóricamente las tendencias de la inmigración internacional en los entornos rurales y se demuestra cómo los vínculos entre el espíritu empresarial y el bienestar entre los inmigrantes de estilo de vida rara vez se estudian en la literatura académica. A continuación se expone la metodología utilizada en el proyecto de investigación en el que se basa este trabajo, así como detalles clave sobre el área de estudio principal. A continuación, se presentan los resultados de la investigación y se analizan la innovación económica en las zonas rurales, las redes sociales y el papel del territorio. Por último, se ofrecen algunas conclusiones y reflexiones para futuras investigaciones. Se constata que los empresarios inmigrantes entrevistados -que son inmigrantes europeos altamente cualificados- suelen encajar en nichos distintivos de los mercados laborales o las economías locales (por ejemplo, servicios orientados a la cultura). Su éxito depende en parte de su capacidad para crear redes sociales de base local y, en algunas ocasiones, relaciones más permanentes. Éstos no sólo son aspectos clave para el desarrollo del negocio, sino también una fuente de bienestar. Esto coincide con la mayor parte de la literatura sobre la inmigración de estilo de vida, que se desarrolla en la siguiente sección.

La llamada de un pionero para repoblar los pueblos europeos abandonados

A Costoya le encanta la costa salvaje y el verdor rural de Galicia, en la costa noroeste de España. Pero es una región que se enfrenta a décadas de despoblación en el campo. “Mi padre era ganadero y de niña solía pasear con él por pequeñas aldeas que estaban siendo abandonadas”, dice.Galicia tiene 3.562 aldeas abandonadas, y ese número aumenta en una cada semanaHoy en día, la baja tasa de natalidad y el envejecimiento de la sociedad española -así como las deficientes infraestructuras- han golpeado duramente a Galicia. Tiene 3.562 aldeas abandonadas y ese número aumenta en una cada semana, según el INE. Por ello, Costoya, de 50 años, y su marido, el británico Mark Adkinson, han creado un negocio que pretende ayudar a resolver el problema: venden aldeas enteras a compradores en un intento de que los residentes vuelvan a las aldeas cerradas de Galicia.
Costoya, que también trabaja como veterinario, vendió recientemente una aldea con tres casas, enormes terrenos y una playa cerca de la ciudad costera de Viveiro por 300.000 euros. La nueva propietaria, Serena Evans, su marido y sus dos hijas, están contentos con su compra. “Somos dueños y tenemos un trocito de Galicia. Para nosotros, [queremos] estar allí, pasar tiempo y disfrutarlo”, dice la británica.La despoblación rural es un tema que suscita debate en España, con iniciativas locales para intentar atraer a la gente de vuelta al país (Crédito: Esther Costa)’Hermoso momento’